FINALIZADAS LAS OBRAS DE LA PLANTA EXPERIMENTAL DE INNOVARCILLA

Las obras de ejecución de la «La Planta Experimental» promovidas por el Centro Tecnológico de la Cerámica de Andalucía (Innovarcilla) y ejecutadas por  Vialterra Infraestructuras, S.A., han finalizado este mes de Agosto.

Esta planta, ha sido desarrollada con el objetivo de desarrollar sistemas constructivos innovadores a partir de elementos cerámicos. Según la propiedad entidad, con sede en Bailén (Jaén), entrará progresivamente en funcionamiento, prestando los primeros servicios tecnológicos que se prevén implantar relacionados con la caracterización energética de componentes y parámetros verticales de edificación de carácter innovador, así como el análisis de su comportamiento higrotérmico ante simulaciones ambientales extremas.

Todo ello, según destaca el centro, va a permitir «la especialización de Innovarcilla en el sector de la rehabilitación energética» con el fin fundamental de reorientar el sector de la cerámica y la construcción hacia un modelo de funcionamiento más competitivo, eficiente y sostenible.

El gerente del centro tecnológico, José Ángel Laguna, ya adelantó el pasado noviembre la intención de que los servicios de la planta se incorporarían de forma paulatina, conforme se vaya disponiendo del equipamiento necesario, sin esperar a la completa instalación.

«Es una infraestructura física, con equipos de análisis, de modo que con ensayos vamos a evaluar las soluciones constructivas», dijo entonces el experto, quien agregó que podría verse como «probetas de gran tamaño» en las que se analicen las distintas condiciones ambientales a las que luego se podrían ver sometidos esos sistemas.

La iniciativa se enmarca en el Proyecto Pre-Keram, que cuenta con el apoyo de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo en el seno de su Programa de Incentivos a los Agentes del Sistema Andaluz del Conocimiento, en la categoría de «proyectos de implantación o mejoras de infraestructuras y equipamiento científico tecnológico».

«Pre-Keram» nace de la necesidad de reorientar el sector de la cerámica y de la construcción hacia un modelo de funcionamiento más competitivo, eficiente y sostenible en un contexto económico desfavorable, con normativas cada vez más exigentes y en el que la aplicación de las nuevas tecnologías en desarrollo deben aportar innovaciones para los materiales tradicionales.

De esta forma, la nueva planta y sus instalaciones «únicas en España» se pone en marcha con la intención de «cubrir estas aplicaciones innovadoras y garantizar que la cerámica sigue manteniendo su posición privilegiada como material de referencia», aplicando actividades I+D+i que beneficiarán tanto al sector cerámico como al de la construcción sostenible.

IMG-20150818-WA0009